Rajoy y Rivera pactan que apoyarán a Granada hasta el “infinito más uno”

El 30 de agosto Granada se juega su futuro. Ese día será Rajoy el candidato que se someta a la votación del Congreso para intentar ser elegido de nuevo como presidente del Gobierno o esperar a una segunda ronda. Pero para llegar a ese momento, antes tendrá que negociar. Ya ha conseguido el apoyo de Ciudadanos pero desde este viernes, el PP y la formación presidida por Albert Rivera han comenzado una negociación en la que se discuten 100 reformas entre las que Granada tiene un peso importante.

Spanish Prime Minister Mariano Rajoy (R) speaks with Ciudadanos (Citizens) political party's leader and candidate for the upcoming December 20 Spanish general election, Albert Rivera during a meeting at the Moncloa Palace in Madrid on October 30, 2015.  Rajoy met with the leader of the main opposition Socialists, Pedro Sanchez, earlier this week and today meets with the leader of new centre-right party Ciudadanos, Albert Rivera, and later in the afternoon with leader of new far-left party Podemos Pablo Iglesias in a bid to craft a unified response to a Catalan separatist drive, his office said .  AFP PHOTO / JAVIER SORIANO

Durante las negociaciones sobre el futuro de Granada. AFP PHOTO 

 

Uno de los puntos calientes que se han discutido es el de la importancia que tendrá Granada para el próximo Gobierno de España. Algo que ya se discutió en el pacto anterior entre PSOE y Ciudadanos en el que se especificaba que Granada sería prioridad del Gobierno como poco “hasta el infinito” según Pedro Sánchez y que ahora tendrá aún más apoyo por parte de la presidencia. Fuentes cercanas a la negociación entre Rajoy y Rivera aseguran que ambos han acordado que irán más allá y que la apoyarán “hasta el infinito más uno”.

“De hecho ya estamos bordando los reposacabezas del AVE hasta Granada porque queremos que estén hechos con mucho cariño” sostienen los populares. Por si fuera poco, entre las medidas que proponen están la de dejar de usar malafollá como sinónimo de menosprecio, incluir Granada en cualquier frase que pronuncie cada lunes Mariano Rajoy y declarar a Granada la “ciudad más guay del sur de España después de cualquier otra”.

Albert Rivera lo tiene claro: “Sabemos que es un momento importante para nuestro país y por eso queremos que todas las ciudades se sientan importantes (…) para nosotros siempre es un placer tocar para un público como vosotros, sois la hostia”. Debido a la importancia que tendrá Granada para el posible nuevo Gobierno, el aeropuerto tendrá que ser remodelado para acoger al gran número de turistas que se esperan. “Añadiremos tres máquinas de bebidas energéticas, una señal para indicar dónde coger un Blablacar que es más económico, e incrementaremos el número de aviones de juguete y exposición con los que pueden jugar diariamente los pasajeros más pequeños” según explican desde ambas formaciones.

Este movimiento táctico no ha sentado bien ni en el PSOE ni en Podemos que creen que se trata de un acto de cara a la galería. “Todo el mundo sabe que después del infinito no hay nada más por más que lo diga Buzz Lightyear” opina Pedro Sánchez. Por su parte Pablo Iglesias cree que Granada nunca podrá ser importante para PP y C’s “hasta el infinito más uno porque nosotros tenemos la fórmula para que lo sea infinito más infinito que es imposible de superar”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *