Una abuela de Granada consigue hacerse amiga de Siri para contarle cotilleos

Aprovechó un descuido de su nieta para cogerle el iPhone

“Hola, Siri” ha sido la palabra más escuchada en las últimas horas en el domicilio de los Fernández Camacho. Esta familia de Granada es noticia porque su abuela, Josefina, de 75 años, ha logrado convencer al asistente virtual de Apple para que deje a un lado de su mundo digital y cotillee también sobre lo que pasa con los vecinos.

Se trata de un ejemplo sin precedentes de lo que Siri es capaz de lograr si tiene a un interlocutor con tanto interés por darle conversación como la abuela Josefina. Esta señora aprovechó un descuido de su nieta para cogerle el iPhone y llamar a Siri como acababa de ver en un programa de televisión. “Así fue como la perdimos y ya no habla con nadie que no sea el iPhone de su nieta” admite Antonia, la hija de Josefina.

Desde que el pasado sábado diese con este descubriendo, la abuela granadina no ha parado de intercambiar conversaciones con Siri sobre sus vecinos. “Especialmente sobre la vecina del cuarto a la que Siri ya empieza a tener la misma manía que mi madre” asegura Antonia. Es más, tanto es el interés que se han cogido Siri y Josefina que nadie de la familia quiere romper esa relación porque “tenemos miedo que Siri nos critique cuando no la veamos”. No en vano, el iPhone de la nieta ya ha pasado a ser propiedad de la abuela de Josefina.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *