Un granadino se queda calvo con 20 años y denuncia a sus padres

“No puede ser, es que vaya genes de mierda” ha asegurado Pedro Pérez a la salida de la policía local de Granada. A ella había acudido horas antes para formular una denuncia contra sus propios padres. La razón de la misma es que a sus 20 años, ya está prácticamente calvo.

Lo que empezó como simple estrés, ha cavado siendo alopecia “exagerada” según estima el propio Pedro. De hecho, tal es su indignación que no duda en sostener que sus padres “se han cebado conmigo dándome estos genes”. Para Pedro es una absoluta falta de detalle por parte de sus progenitores que le hayan dado un pelo “tan malo y que se cae constantemente”.

Aunque hace años ya sospechaba que se quedaría calvo porque su padre es el doble de Antonio Lobato, Pedro tenía esperanzas. “Joder, ellos miden medio metro y yo rozo el 1,90 ¿por qué no iba a ser distinto con el pelo? Pero se ve que no, así que tengo que denunciarles”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *