La NASA no logra explicar cómo las madres encuentran cosas que no estaban en su sitio

Es un misterio sin resolución. Nadie encuentra una respuesta adecuada que logre descifrar el enigma de por qué una madre es capaz de encontrar aquello que no estaba en el lugar que debía estar. Es decir, por ejemplo, si un hijo le pregunta a su madre que donde están las zapatillas, pese a haberlas buscado mucho, él nunca las encontrará y sin embargo su madre las hallará donde el propio hijo ya había buscado.

Fruto de ese misterio, la NASA comenzó una investigación hace un par de décadas para tratar de descifrar el enigma. Asumiendo que podían ser comportamientos propios de “otros mundos” o de “extraterrestres”, la agencia espacial ha intentado desvelar qué se esconde detrás de ese misterio sin hallar respuesta alguna. “Parece magia” concluyen.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *