Pierde la sensibilidad en sus piernas tras ponerse 15 pares de calcetines para soportar el frio de Pradollano

Una joven granadina ha tenido que ser intervenida de urgencia por su madre y su tía para calentar sus piernas después de perder la sensibilidad en ellas. Ha sucedido mientras visitaba Pradollano en la estación de esquí de Sierra Nevada. Según ha podido constar El Bolardo, la joven, de 22 años, es tan friolera que ha subido a la montaña granadina con quince pares de calcetines en cada pie.

En un momento dado, la chica ha sentido que no podía moverse, que sus piernas no le respondían. No era para menos, los quince pares de calcetines le habían presionado tanto los pies que no circulaba correctamente la sangre. Aunque, eso sí, los tenía muy calentitos. Por fortuna para ella, la rápida actuación de su madre y su tía ha evitado males mayores.

No obstante, los instantes inmediatamente posteriores a la pérdida de sensibilidad en las piernas han sido bastante duros. No paraba de sentir hormigueo en la planta de los pies y por un momento ha pensado que la próxima vez no se abrigaría tanto. Un pensamiento que ha desechado porque ella es, ante todo, la más friolera de Granada.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *