Los granadinos se dividen entre los que cuelgan el papel higiénico mirando a la pared y los que lo hacen al contrario

Ya era hora de que alguien se lo tomara en serio y ha tenido que ser así este fin de semana en una convención “sobre buenos hábitos”. En la misma se ha debatido durante dos días sobre la idoneidad de cómo colocar correctamente el papel higiénico en el cuarto de baño. Y los resultados han sido más sorprendentes de lo previsible.

Los granadinos se dividen casi a partes iguales entre quienes colocan el papel mirando a la pared y quienes lo hacen al contrario, es decir, de la manera en que en teoría está previsto. “Pero ¿qué os pasa en la cabeza a quienes lo ponéis del otro lado? ¿No veis que esto es antihigiénico?”, se pregunta desde el domingo uno de los ponentes de la convención.

Dicho ponente no ha podido superar aún el mal rato que se llevó al enterarse de las opiniones de los participantes. Cree a ciencia cierta que “están todos locos, el papel higiénico tiene que estar colgando del otro lado y nunca contra la pared, por Dios”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *