Un niño de Granada se hace una promesa del atletismo después correr evitando que le cayera la chancla de su madre

El atletismo granadino tiene una estrella en ciernes. Julianín, un pequeño de 10 años que vive en el Zaidín, acaba de apuntarse a clases de atletismo y ya está cautivando a todos. A su corta edad ya ha superado a chicos que le superan en años y que llevan más tiempo entrenando. Su futuro se atisba brillante.

No obstante, según ha podido saber El Bolardo, Julianín ha logrado ser tan rápido gracias a las enseñanzas de su madre. “Se porta tan mal que le tiro la chancla pero ya no consigo darle”, explica la mujer. Y es que su hijo ha adoptado una posición de defensa que consiste en correr por toda la casa para evitar recibir el golpe. “Así se ha hecho tan rápido el condenado”, sentencia la madre.

El futuro de Julianín pasa por formarse como atleta y quizá algún día poder competir para ganar a Usain Bolt. “Si sigue portándose mal os aseguro que seguirá corriendo como si le fuese la vida en ello”, apunta el padre de la criatura.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Verificación humana *